Yo SoY lA fIcHa RoJa…

316_1229056730_Lucía Andrea Morett Alvarez

La exageración no tiene límites, los últimos días han sido muy movidos par Lucía Morett, en menos de una semana ha visto desvanecerse la posibilidad de convertirse en diputada federal debido a los malos resultados del PT en las elecciones, por lo que se quedó literalmente a la orilla del camino, a un lugar literalmente de ser legisladora.

En segundo golpe fue la orden de aprehensión girada por la Interpol en su contra, por varios delitos supuestamente cometidos, entre ellos el de terrorismo.

Lamentablemente varios sectores ya saltaron tanto para atacarla como para hacerla un mártir del caso, así que vayamos por partes.

En varios medios electrónicos al reportar la nota de la emisión de la ficha roja en más de 180 países, menos en México por el momento, la gente se dio a la tarea de comentar la situación de Morett, en donde recibió pocas muestras de apoyo y sí, muchas pero muchos ataques.

Uno de mis favoritos era aquel donde un tal Ernesto García mencionaba que todo era un plan en el que estaba implicado el PRD, las FARC, los zapatistas y el EPR entro otros grupos subversivos del país, para tomar el control del país a mediano plazo. Daba como pruebas para sus acusaciones, un calendario de vida de Lucía, en el que supuestamente el, coincidía la residencia de ella con el lugar donde fueron los atentados contra los ductos de Pemex, mismos que habían cesado cuando partir a Colombia a seguir su ruta terrorista.

Como se puede observar en esta idea descabellada, hay gente dispuesta a quemarla en leña verde por el simple hecho de ser ella, sin juicio explicación o el derecho de defenderse, debe ser apedreada.

Por el otro lado está la corriente liderada por Yeidckol Polevnsky y Juan Guerra, senadora y diputado del PRD respectivamente, junto con la también senadora del PT, Rosario Ibarra, que acusan al gobierno de Calderón de entreguista y de poner en bandeja de plata a la “guerrillera”, para que sea juzgada por el gobierno colombiano.

La verdad es que sin defender al ejecutivo, se nota a leguas que el caso no le interesa en lo más mínimo, ya sea por que no lo considera relevante o por que desea evitarse problemas. La orden de extradición contra Andrea está desde el pasado mes de febrero, misma que no ha sido acatada.

La ficha roja contra la sobreviviente del ataque colombiano es exagerada, la pone como una persona altamente peligrosa, armada y de cuidado, demasiado para una mujer de alrededor de 1.68 de estatura, que no debe pesar más de 60 kilos y que a diferencia de lo que se piensa no está a salto de mata sino que se pasea libremente por la ciudad sin ningún problema.

En mi opinión Lucía Andrea Morett debe tomarse como lo que es, una joven como tantas, que abrazó la lucha social como una forma de protesta ante las malas condiciones de vida del país y que terminó en el lugar equivocado en el momento equivocado.

Sin embargo no por esto no debe comparecer ante la justicia, al contrario debe hacerlo pero no como acusada de terrorismo, ya que no hay ninguna prueba hasta el momento de esto, sino como testigo e informante del ataque contra el grupo terrorista de las FARC (y en esto sí soy muy enfático, es un grupo terrorista que utiliza el secuestro y el narcotráfico para subsistir a costa de la gente) en Ecuador.

Obviamente esto debe ser siempre y cuando exista la garantía de que tenga un juicio justo, en caso de tener algún tipo de responsabilidad, y que no sea parte de una persecución política como parece serlo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: